Apocalipsis ahora

La muerte es un águila negra

Y sobrevuela nuestras cabezas.

La muerte es un sol que nunca ilumina

Los amaneceres.

La muerte es un buitre, un lobo cebado

Una tormenta silenciosa entre la nieve

Gris de las migraciones

O bajo las aguas emponzoñadas de lodo.

La tierra es un sitio cruel para los hombres

Para los verdaderos hombres que son tan pocos

Como los unicornios que lloran desconsolados

La negritud final del mundo.

Hoy es un día menos oscuro que mañana

Pero todavía se puede escribir un poema

Abrazar una mujer, o tomar vino bajo las estrellas

Por eso hoy es mejor que mañana

Cuando los ríos de vino agrio

Definitivamente nos ahoguen

Con su óxido de fuego.

Juan Pablo Vitali


http://juanpablovitali.blogia.com/2010/012702-apocalipsis-ahora.php

Anuncios