EE.UU.: La creación del Estado Palestino es “contraproducente”

La Inquisición – 17/09/2011

Esas han sido las declaraciones del portavoz del Departamento de Estado de los Estados Unidos, Mark Toner, ante el anuncio que dio del Jefe de la Autoridad Nacional Palestina, Mahmud Abbas, en el que afirmaba que iba a solicitar ante la ONU el reconocimiento de Palestina como estado.

Estados Unidos ya ha dejado claro que vetará la hipotética resolución porque no creen que sea forma de solucionar el problema. Por lo que respecta al país norteamericano que la posible futura solución llegue de las manos de un acuerdo entre partes iguales no es considerada viable, porque la reconsideración de las fronteras y la gestión de los campos de refugiados pueden traer más problemas que remedios. Y efectivamente en eso hay bastante razón. ¿Cederá Israel ante las exigencias de Abbas de volver a las fronteras de 1967?

Jamás se llegara un acuerdo entre ambas partes. Hay que tener siempre presente que el objetivo inmediato del Sionismo es el exterminio del pueblo palestino, y más a largo plazo acabar con el resto de árabes que ahora habitan Eretz Israel.

Proclamar un Estado Palestino sería dar un paso atrás. Israel es en gran parte impune ante la ONU porque está ocupando un territorio no reconocido por ésta. Un trato entre iguales sería, en efecto, “contraproducente” de cara a la solución final, que no es la paz como EE.UU. y la U.E. (que nunca Israel) declaran, sino el Holocausto Árabe.

Anuncios

Telefonía a cambio del “perdón” por 1.400 muertes

Israel permitirá que Palestina pueda contar con frecuencias de telefonía con la condición de que se retire la denuncia palestina presentada ante la ONU que acusa al gobierno hebreo de los crímenes de guerra perpetrados en la última ofensiva en Gaza.

AGENCIAS. 27.09.2009, (extracto de 20minutos.es)

<<< Israel ha exigido a la Autoridad Nacional Palestina (ANP) que retire una petición que ha presentado ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya para que investigue los supuestos crímenes de guerra cometidos por el Ejército israelí durante su última ofensiva en la franja de Gaza.

El diario israelí Haaretz informa en su edición de este domingo que la exigencia ha sido presentada a la ANP como condición para concederle una segunda licencia de telefonía móvil, que los palestinos demandan a Israel desde hace meses. La concesión de la licencia está pendiente de aprobación porque las frecuencias requeridas por la ANP son muy parecidas a las que usa en Cisjordania el Ejército israelí.

De no obtener el permiso antes del 15 de octubre, el gobierno palestino podría incurrir en un incumplimiento de contrato con el proveedor, la empresa Watanya, a la que deberá compensar con 300 millones de dólares por las infraestructuras que ya ha instalado.

En la ANP existe actualmente una única compañía de teléfonos móviles, Pal-Tel, y la concesión de una segunda licencia es vista por el liderazgo palestino como un asunto vital, según el Haaretz. “Diplomáticos occidentales, entre ellos el enviado del Cuarteto de Oriente Medio, Tony Blair, han aclarado a destacados funcionarios israelíes que el tiempo se acaba, y le han instado a conceder el permiso”, refiere el rotativo.

Mohamed Mustafa, asesor económico del presidente palestino, Mahmud Abás, declara que Israel “nos está poniendo trabas” y quiere que “Pal Tel deje libres algunas de sus frecuencias para que las use Watanya”.

A la disputa por las consecuencias técnicas de la entrada en servicio de una nueva compañía celular se ha sumado, como elemento de presión, la petición que la ANP presentó recientemente a la Corte Internacional de La Haya para investigue los supuestos crímenes de guerra cometidos por Israel en la operación Plomo Fundido, en la que murieron unos 1.400 palestinos, la mayoría civiles.

La demanda palestina, a raíz de las conclusiones publicadas por la Comisión Goldstone, designada por la ONU, obtuvo la autorización personal de Abás. “En Israel -señala el Haaretz– creen que la ANP está siendo injusta, porque en el momento de la operación, el pasado invierno, sus más altos funcionarios alentaron a sus pares israelíes a incrementar la presión sobre Hamás, e incluso a que intentara hacer colapsar (el régimen islamista)”. >>>

______________________________________________

Increíbles los límites hasta los que puede llegar el nivel de extorsión del más inmoral e infame gobierno de cuantos existen en la faz de la Tierra. Solo una mentalidad tan perversa como la judía puede llevar a cabo tal tamaño genocidio contra un pueblo inocente y negociar su “perdón” mediante el chantaje y la manipulación. Sí, es muy propio del Sión ofrecer un servicio de telefonía a cambio de que se le perdonen las 1.400 muertes que fueron provocadas en la última incursión militar en Gaza.

Pero, el perdón no es algo que se pueda mercantilizar.